Futurlex

,

Lo importancia de registrar una marca comercial

problem, solution, help-3303396.jpg

En el mundo empresarial, la creación y protección de una marca comercial es fundamental para el éxito y la diferenciación de una empresa. Sin embargo, muchas veces se subestima la importancia de registrar adecuadamente una marca. Un ejemplo sorprendente de las consecuencias de no registrar una marca es la historia detrás del famoso logotipo de la cara sonriente. Veamos cómo este simple diseño se convirtió en un símbolo de éxito económico para otros, mientras que su creador original recibió solo una fracción de su valor.

En 1963, Harvey Ross Ball, un diseñador gráfico de Worcester, Massachusetts, fue contratado por una compañía de seguros para crear un ícono que levantara la moral de sus empleados. En apenas 10 minutos, Ball creó una carita sonriente amarilla y negra con una amplia sonrisa con hoyuelos. Por este diseño, recibió un pago de tan solo $45.

A pesar de la popularidad y el éxito inmediato del diseño de la carita sonriente, ni Ball ni la compañía de seguros se tomaron el tiempo de registrar el logotipo como una marca comercial. Esta falta de protección abrió la puerta a otras personas para aprovecharse de su valor económico.

Un periodista francés llamado Franklin Loufrani fue quien se percató del potencial de la carita sonriente y decidió registrarla como marca. Loufrani la denominó “smiley” y fundó un negocio en torno a ella, otorgando licencias a otras compañías para utilizarla en productos. Esta decisión estratégica le permitió crear la empresa Smiley, la cual genera hoy en día cientos de millones de dólares en ingresos anuales, al cobrar tarifas a marcas reconocidas, como Zara y Fendi, por el uso de la sonrisa en sus productos.

Mientras que la marca Smiley se convirtió en un negocio lucrativo, Harvey Ross Ball, el creador original del logotipo, solo recibió su modesto pago de $45 en aquel momento. Aunque en la actualidad esa cantidad equivaldría a unos $375, está muy por debajo del valor económico que la sonrisa ha generado a lo largo de los años.

Esta historia nos enseña la importancia de registrar una marca comercial. Al no proteger legalmente su creación, Ball perdió la oportunidad de beneficiarse de la enorme popularidad y valor económico que su diseño alcanzó. Registrar una marca ofrece derechos exclusivos sobre su uso y permite a los propietarios controlar cómo se utiliza y se comercializa.

El caso de la carita sonriente nos muestra que, independientemente de cuán simple o modesto pueda parecer un diseño, es fundamental registrar una marca comercial. Al hacerlo, se protege el valor económico y se asegura que los beneficios de la marca se mantengan en manos de sus creadores originales. Aprender de esta historia nos motiva a ser conscientes de la importancia de proteger nuestras creaciones y a aprovechar las oportunidades que el registro de una marca comercial puede brindar en el mundo empresarial.

Suscríbete a nuestro blog:

Mantente al tanto de todos nuestros artículos

Loading

Al suscribirte aceptas nuestra Política de tratamiento de datos

Otros temas:

Acceso Panel

Accede al administrador de la web